I never feel magic unless I'm with you

22 noviembre, 2010

Los Corizonas...

Los Corizonas, es el "original" nombre, que, según Fernando Pardo, portavoz de Los Coronas, podría llevar ese conjunto de ocho personas que forman los cinco Coronas, y los tres Arizonas. El caso es que, se llamen como se llamen, esos ocho músicos, juntos, separados o mezclados, dieron un recital de dos horas y media de rock del bueno, de guitarras poderosas, y ganas de agradar. La sala El Infierno estaba llena cuando llegamos, por lo que tuvimos que conformarnos con quedar hacia atrás, donde incluso para mis casi dos metros, la visión no era la mejor del todo... Decir que el precio de entrada en taquilla eran 15 euros, frente a los 14 y pico de la adelantada, cosa con no demasiado sentido... pero bueno, una vez dentro, hacia las once menos diez hacían su entrada en el escenario, poco a poco, los ocho protagonistas, y, con Javier Vielba al frente, comenzó el espectáculo, espectáculo no solo musical, si no que durante todo el concierto las imágenes, en una pantalla detrás de los músicos, acompañaron, ya fueran escenas del oeste, de pelis, o similares, pero siempre encajando genial con lo que sonaba. Buenas noches amigo fue la canción elegida para comenzar (no es que la conozca, pero me sonaba, y se ve que en Madrid el otro dia el repertorio fue el mismo), añadiendo poco a poco los diferentes instrumentos. Después de un par de canciones, los Arizona Baby asumieron el protagonismo, con unas cuantas canciones de su Second To None, como Ouch o The Truth, para volver a juntarse de nuevo, y, posteriormente, dejar el escenario a Los Coronas. Como creo que ya comenté, no es que sea excesivamente fan de estos, por que al no tener voz, parece que me falta algo, pero, como dijeron ellos, tuvieron que elegir entre cantante o batería, y se quedaron con Loza, un fenomenal batería. Una vez acabada su parte, de nuevo los ocho en el escenario, y, de nuevo, Javier Vielba al frente, siguieron con versiones, entre ellas, una de Black Sabath (por que lo dijeron ellos, que yo ni idea), y el Wish You Were Here de los Pink Floyd (esta si que la conocía). Destacar las cualidades del señor Vielba como frontman, por momentos, haciéndose con el escenario (para muestra, la foto, extraída de Bandalismo.net). Para los bises, se reservaron una canción de cada, siendo Shiralee la elegida por los Arizona, y, para acabar, después de una interesante arenga de Vielba, defendiendo que nunca se está Too Drunk To Fuck, se despidieron con una interesante versión de I Fought The Law, como buenos forajidos que son. Después de más de dos horas y media de concierto, mis piernas estaban cansadas, pero contentas, por que acaban de disfrutar de un conciertazo.

----------------

5 comentarios:

  1. Hola, gracias por el enlace. Un saludo de Bandalismo!!

    ResponderEliminar
  2. la versión de Black Sabbath es 'Supernaut'!

    ResponderEliminar
  3. Yo los vi en Santiago en día anterior y no se que me da que calcaron el repertorio, porque todo lo que dices lo vi ya, aunque bueno, quizas por el tipo de rock que me gusta a mi creo q disfruté más del repertorio ya que hicieron como 8 versiones de clásicotes de los 60 y 70, lo dicho, un conciertazo!

    ResponderEliminar
  4. Si quieres saber más sobre Arizona Baby visita su blog:
    http://arizonababyrocks.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  5. "...comenzó el espectáculo, espectáculo no solo musical, si no que durante todo el concierto las imágenes, en una pantalla detrás de los músicos, acompañaron, ya fueran escenas del oeste, de pelis, o similares, pero siempre encajando genial con lo que sonaba..."
    Gracias por la parte que me toca. Soy Héctor de la Puente, Video-Jockey de Arizona Baby & Los Coronas. :D

    ResponderEliminar